Archivos de la Categoria ‘5 Minutos de Oracion en el Hogar’

27
Apr

Quién soy yo para oponerme a Dios?

   Publicado por: Admin

Lecturas para este día: Hechos 11: 1-18. Juan 10: 1-10.

¨Cuando comencé a hablarles, el Espíritu Santo vino sobre ellos de igual manera que al principio vino sobre nosotros… Pues bien, Dios les da también a ellos lo mismo que nos ha dado a nosotros que hemos creído en el Señor Jesucristo, ¿Quién soy yo para oponerme a Dios? Hechos 11: 15-17.

Los israelitas, a pesar de que siempre fueron infieles al pacto por el cual Dios los trató como su pueblo preferido, nunca se les ocurrió que las cosas cambiarían en los planes de Dios… a causa de su misma infidelidad.

En los anuncios del Mesías, hechos por los profetas, se expresó que el amor del Señor, que se extendería a todos los pueblos del mundo, por causa de ese mismo Mesías. Para ellos los que no pertenecían al pueblo de Israel eran los paganos o idólatras; los excluídos, según ellos, de la benevolencia de Dios.

Por eso, cuando supieron que Pedro, junto con seis de los primeros bautizados, visitaron la casa de Cornelio, en Cesarea, la reclamaron: ¿Por qué fuiste a visitar a los que son judíos y comiste con ellos? Pedro les explicó, cómo entendió él que era voluntad de Dios llamar a los paganos a su amor.

El Espíritu Santo es la señal de la predilección del Señor. Sin la presencia del Espíritu Santo en nosotros, nuestra relación con Dios es vanidad e ilusión.

El Epíritu Santo es la garantía de que recibiremos la herencia que Dios nos ha de dar cuando haya completado la liberación de los suyos. Efesios 1: 14.

No hagan que se entristezca el Espíritu Santo de Dios, con el que han sido sellados para distinguirlos como propiedad de Dios el día en que él les dé completa salvación. Efesios 4: 30.

¿Cuenta para ti el Espíritu Santo? ¿Lo buscas? ¿Lo aprecias?

Del Salmo 97: Estoy sediento del Dios que da la vida. Aleluya.

Reflexión y comentarios…

24
Apr

San Pablo es una gran lección

   Publicado por: Admin

Lecturas para este día: Hechos 3: 11-26. Lucas 24: 35-48.

¨Mientras tanto, Pablo no dejaba de amenazar de muerte a los creyentes en el Señor. Por eso se presentó al sumo sacerdote, y le pidió cartas de autorización para ir a las sinagogas de Damasco, a buscar a los que seguían el Nuevo Camino, tanto hombres como mujeres, y llevarlos presos a Jerusalén¨. Hechos 9: 1-2.

No cabe duda que Dios es compasivo y misericordioso; y la maldad del corazón humano no la mide por los ¨hechos¨, sino por las intenciones.

Amenazar de muerte, a secas, es será siempre un pecado grave ante el Señor. Pero como San Pablo lo hacía creyendo que defendía los derechos de Dios pisoteados por los que reconocían a Jesús como el Mesías, aún más, como verdadero Dios… Dios mismo tuvo compasión de él y lo hizo conocer su error y expiar por su pecado es más, a pesar de su equivoco, Dios lo escogió su apóstol, que a lo largo de los siglos será reconocido por su intrepidez y valentía, y el gran expositor del mensaje del Señor.

Al oír esto, Ananías dijo: Señor, muchos me han hablado de ese hombre y de todos los males que ha causado de Jerusalén a tu pueblo santo. Y ahora ha venido, con autorización de los jefes de los sacerdotes, a llevarse presos a todos los que invocan tu nombre. Pero el Señor le dijo: Ve, porque he escogido a ese hombre para que hable de mi a la gente de otras naciones, y a sus reyes, y también a los israelitas. Yo les mostraré lo mucho que tiene que sufrir por mi causa. Hechos 9: 13-16.

Si el malvado se aparta de su maldad y hace lo que es recto y justo, salvará su vida. Ezequiel 18: 27.

San Pablo es una gran lección, en nuestra vida.

Del Salmo 116: Que aclamen al Señor todos los pueblos. Aleluya.

Reflexión y comentarios…

23
Apr

El camino cierto para llegar al conocimiento de Dios

   Publicado por: Admin

Lecturas para este día: Hechos 8: 25-40. Juan 6: 44-51.

¨Nadie puede venir a mí, sí no lo trae el Padre que me ha enviado; y yo lo resucitaré en el día último. En los libros de los profetas se dice: ¨Dios instruirá a todos¨. Así que todos los que escuchan al Padre y aprenden de él, vienen a mí¨. Juan 6: 43-44.

Alguien me preguntó: ¿Se puede llegar al conocimiento de Dios, por un camino que no sea la fe?

Por fe entendemos la información aceptada de las cosas que Dios nos ha revelado de sí mismo, del mundo de lo sobrenatural y de la relación de amo que nos liga a él. Es la manera más segura y completa de conocer lo que aquí en esta vida, podemos conocer de Dios.

Pero, por supuesto, el hombre es capaz de llegar al conocimiento de Dios, con las solas fuerzas de su propia inteligencia. Pero sin la ayuda de Dios, está expuesto a perderse por caminos equivocados… como de hecho, muchos se han perdido y han derivado a la adoración o dependencia de las solas fuerzas y movimientos de la naturaleza; como los que engañados creen ¨a pie juntillas¨ en los horóscopos.

San Pablo dice: Lo que de Dios se puede conocer, ellos lo conocen muy bien, porque él mismo se lo ha mostrado; pues lo invisible de Dios se puede llegar a conocer, si se reflexiona en lo que él ha hecho. En efecto desde que el mundo fue creado, claramente se ha podido ver que él es Dios y que su poder nunca tendrá fin. Por eso los malvados no tienen disculpa. Pues aunque han conocido a Dios, no lo han honrado como a Dios ni le han dado gracias. Romanos 1: 19-21.

El camino cierto para llegar al conocimiento de Dios y nuestra relación con él, es la fe; en la cual Dios mismo nos ayuda y asiste.

Del Salmo 65: Tu salvación, Señor, es para todos. Aleluya.

Reflexión y comentarios…

22
Apr

Cómo es que nos llamamos cristianos?

   Publicado por: Admin

Lecturas para este día: Hechos 8: 1-8. Juan 6: 35-40.

¨Aquel mismo día comenzó una gran persecución contra la iglesia de Jerusalén. Todos menos los apóstoles, se dispersaron por las regiones de Judea y de Samaria¨. Hechos 8: 1.

Jesús ya había pronosticado las persecuciones en contra de sus discípulos y apóstoles, porque los reconocerían como sus seguidores. Y los perseguidores pretendían, por medio de la violencia, hacerlos desistir de la fe. ¡Como si la violencia y la verdad caminaran de la mano!

Todo el mundo los odiará por causa mía; pero el que se mantenga hasta el fin, será salvo. Cuando los persigan en una ciudad, huyan a otra. Mateo 10: 22.

Los llevarán a juzgar en las sinagogas, los meterán a la cárcel y los presentarán ante reyes y gobernadores por causa mía. Lucas 21: 12.

Dichosos ustedes cuando la gente los insulte y los maltrate, cuando por causa mía los ataquen con toda clase de mentiras. Alégrense, estén contentos, porque recibirán un gran premio en el cielo. Mateo 5: 11- 12.

No nos agrada la persecución, las agresiones ni la difamación. Pero si nos llegan, tenemos que soportarlas, sin querellas, ni amenazas, ni revancha. Lo triste de la persecución entre los mismos cristianos. Me refiero a la rivalidad que prevalece entre católicos y protestantes. Que ellos nos ataquen, perfecto. Saquémosles la ventaja de la prudencia y del amor que Jesús nos exige. Pero, no los agredamos, ni verbalmente; debemos respetar las convicciones del hermano. Si son un error no las aceptemos, pero hagamos honor al precepto de la caridad. De otra manera, ¿Cómo es que nos llamamos cristianos?

Del Salmo 65: Las obras del Señor son admirables. Aleluya.

Reflexión y comentarios…

21
Apr

Pecados contra el Espíritu Santo

   Publicado por: Admin

Lecturas para este día: Hechos 7: 51. 8: 1. Juan 6: 30-35.

¨Pero ustedes, siguió diciendo Esteban, siempre han sido tercos, y tienen oídos y corazón paganos. Siempre están en contra del Espíritu Santo. Son iguales que sus antepasados¨. Hechos 7: 51.

El Espíritu Santo influye delicadamente en nuestra mente para guiarnos a la verdad. Aquella verdad que afina nuestra inteligencia de Dios. Porque cualquier concepto que sostengamos en nuestra mente, que no concuerde con el pensamiento de Dios, no puede ser la verdad.

Y es ridículo llamarlo ¨nuestra verdad¨, como sí por nuestro propio talante pudiéramos decretar que las cosas fueran de distinta manera a como Dios las ha dispuesto y concebido. Eso no es más que soberbía humana… pura.

Yo le pediré al Padre que les mande otro defensor, el Espíritu de la verdad, para que esté siempre con ustedes. Juan 14: 16.

Tengo mucho más que decirles, pero en este momento sería demasiado para ustedes. Cuando venga el Espíritu de la Verdad, él los guiará a toda la verdad… recibirá de lo que es mío y se lo dará a conocer a ustedes. Juan 16: 12-15.

Pero, claro, el Espíritu Santo requiere nuestra disponibilidad de aceptar la verdad. NO solamente eso, requiere de nosotros el empeño decidido de buscar la verdad sin prejuicios, y docilidad a su acción. Pero cuando queremos que la verdad sea lo que de antemano hemos determinado: Seremos tercos y estaremos en contra del Espíritu Santo, como reclamó San Esteban a los hombres de Jerusalén.

No ser dóciles ni respetar la delicada influencia del Espíritu Santo, nos conduce a lo que llamamos: ¨Pecados contra el Espíritu Santo¨. Marcos 3: 28.

Del Salmo 30: En tus manos, Señor, encomiendo mi espíritu. Aleluya.

Reflexión y comentarios…

Pagina 1 de 18612345678910...203040...Ultima »